Este momento

Este momento es único. Como todos los otros que han sido y serán en tu vida.

Sólo la inconsciencia,  la falta de atención, la prisa o el hastío son susceptibles de generar en nosotros la sensación de repetición,  la creencia de  que lo nuevo, único y original se esconde en campos y dominios no transitados por nuestros pies, no descubiertos por nuestra mirada, que acaso dormita en la rutina de creerse presa de una trayectoria carente de sorpresas y de encanto.

Pero lo cierto es que si aprendemos a ver cada instante como un milagro,  hijo de la unicidad, nuestro horizonte se ampliará tanto que la alegría reventará  los moldes de la convención y el sendero del amor nos mostrará, a través de su mágico espejo, el tesoro de un corazón que no bailaba con la luna por no creerse libre para el vuelo.

Acaso, el tuyo?

 

Esta entrada fue publicada en Reflexiones. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *